El modelo de éxito cultural y empresarial de Dreambeach llega a la Universidad de Almería

El modelo de éxito de Dreambeach Festival llega esta semana a la Universidad de Almería (UAL). La gran cita española de la música electrónica será este miércoles objeto de estudio en la Facultad de Ciencias Económicas y Empresariales a través de una conferencia que pronunciará el director artístico del evento, Gonzalo Miranda.

La charla tendrá lugar este miércoles, 18 de diciembre, en el Paraninfo de la Universidad de Almería (Carretera Sacramento s/n, La Cañada de San Urbano) a partir de las 11:00 horas. El acto está abierto a la asistencia de medios de comunicación para grabar, tomar imágenes y entrevistar al conferenciante.

En la actualidad, Dreambeach es una de las marcas festivaleras más reconocidas en España y cada vez más en Europa. Los antecedentes de este evento se remontan a mediados de la década de los 2000, cuando la empresa promotora, el Grupo Hermanos Toro, se alió con el festival británico Creamfields y durante 10 años celebró Creamfields Andalucía en distintas ubicaciones de Almería y Cádiz. En 2013, el festival se refundó bajo una marca propia y ahí comenzó la aventura empresarial y cultural de Dreambeach.

En su primera edición congregó a 60.000 personas a lo largo de dos días de fiesta, y año tras año ha crecido hasta los 5 días de fiesta, 160.000 asistentes y 30.000 campistas de este último verano en Villaricos-Palomares (Cuevas del Almanzora). En enero de 2019 inició su expansión global con una primera edición internacional en Chile y en septiembre puso un pie con un minievento en Portugal.

15 millones de impacto económico
Dreambeach ha basado su crecimiento en una valiente política de contrataciones que ha permitido traer a Almería a los mejores artistas del mundo como Martin Garrix, Hardwell, Armin van Buuren, David Guetta, Carl Cox, Richie Hawtin o Ricardo Villalobos, bandas como The Prodigy o Pendulum, y cantantes como Snoop Dog, 50Cent o Anuel AA, una producción técnica y audiovisual grandiosa, una estrategia de precios asequibles para el bolsillo de su target principal (18-25 años) y un uso intensivo de las redes sociales.

Dreambeach emplea en cada edición a cerca de 1.000 personas, genera un impacto económico en la zona de 15 millones de euros y es reconocido por instituciones y empresarios como uno de los motores de atracción turística de la comarca del Levante almeriense.